Consejos médicos para abandonar el dopaje

Dopaje

¿Qué es el dopaje?

El dopaje es el uso de sustancias prohibidas o de la manipulación sanguínea para aumentar el rendimiento físico del deportista.

Formas de dopaje

Las formas más habituales de dopaje son la manipulación de la sangre tanto con transfusiones propias como ajenas para conseguir una mejora artificial de la captación de oxígeno, o a través de la inyección de sustancia como la EPO con el fin de aumentar también el rendimiento aeróbico; y el dopaje androgénico para conseguir el aumento artificial de la masa muscular a través de la inyección de hormonas como la Hormona del Crecimiento. Otros métodos no tan habitual es de dopaje son aquellos en los que el deportista busca mejor su excitación; o por el contrario bajar pulsaciones, algo muy ventajoso en disciplinas como el tiro con arco, el golf o las competiciones automovilística.

¿Cuál fue el origen del dopaje?

El dopaje ha existido casi desde que el hombre es hombre, ya en la Antigua Grecia sus atletas utilizaban la efedrina para mejorar su rendimiento deportivo, así como la cafeína y la cocaína en América. Pero lo que se considera como “profesionalización” del dopaje empezó más o menos hará unos 50 años, conforme la legitimación social del deportista iba creciendo así como el dinero en juego, muchos vieron el dopaje como una forma válida de acortar el camino para conseguir ese prestigio social y no perder los elevados premios económicos que podrían encontrar detrás de mejorar sus marcas.

¿Por qué está prohibido?

Para entender su prohibición debemos atender a dos cuestiones: en primer lugar un tema ético relacionado con la igualdad competitiva, el deporte busca al mejor que sea capaz de ganar sin saltarse las reglas, que inicie el camino a la victoria desde condiciones de partida similares. Utilizar métodos que acortan tiempos en la consecución de objetivos de forma tramposa y oscurantista va totalmente contra la ética deportiva, no es lícito conseguir en meses por una “ayuda química” lo que tu contrincante ha tardado años en lograr, moralmente esa medalla nunca podría valer lo mismo que la de otro que la ha conseguido de forma limpia.

Por otro lado, cada vez hay más investigaciones que muestran que un dopaje hormonal sistemático y prolongado en el tiempo podría acortar la vida de muchos deportistas sanos. Es bastante común encontrar biografías de grandes campeones de, por ejemplo, el ciclismo que han fallecido prematuramente con solo 60 años, demasiado pronto para ser personas que han gozado de una forma física sobresaliente toda su vida.

¿Por qué es peligroso el dopaje?

En el caso del dopaje hormonal, cuando el cuerpo recibe un estímulo hormonal externo, este deja de tener la necesidad de producir él mismo estas hormonas, por ello a la larga las glándulas hormonales se terminan atrofiando y en el peor de los casos el deportista acaba desarrollando enfermedades hepáticas o relacionadas con el riñón que podrían derivar incluso en cáncer. Otro riesgo que se corre cuando el deportista se dopa o bien con sustancias estimulantes o relajantes es volverse adicto a las mismas.

¿Existen indicios externos para saber si un deportista se dopa?

No, debemos presuponer siempre la inocencia del deportista. El dopaje no permite ver modificaciones corporales que pudieran ser diferentes a las que se podrían conseguir con un buen trabajo de musculación. Por ello la única forma de determinar si un deportista se dopa es a partir de análisis de sangre u orina.

¿Se tarda mucho en determinar si ha habido dopaje?

Desde la perspectiva médica o clínica evaluar un caso de dopaje es bastante sencillo, en cuestión de horas o pocos días pueden tener los resultados. Lo que ocurre es que la situación puede complicarse por todo el entramado legal que debe establecerse alrededor. El protocolo para evaluar el dopaje consisten en extraer siempre dos muestras al deportistas (muestra A y muestra B), si la muestra A diera positivo se avisaría al deportista para que este se personara con su representante para pasar a evaluar la muestra B (ambas tomadas el mismo día). El representante tendrían que delimitar en primer lugar que no ha habido interferencias en la cadena de custodia, en caso de que pudieran probarse esas interferencias, tanto muestra A como B podrían quedar invalidadas. Los tiempos legales son los que pueden hacer retrasar el proceso, y no los tiempos del análisis.

¿Hay disciplinas deportivas que tiendan más al dopaje que otras?

Por lo general los deportes individuales suelen ser más propicios a ello que los de equipo. En un deporte de equipo, o se dopan todos, o no es tan determinante la influencia del deportista dopado en los resultados de la competición, en cambio en los individuales el conseguir una marca o no hacerlo sí que puede deberse de un modo más determinante al empleo o no de estas prácticas.

¿Tienen los deportistas prohibidos muchos medicamentos?

No, de hecho los medicamentos prohibidos en el deporte de élite son poquísimos, es difícil que en la actualidad un médico tenga problemas a la hora de prescribir medicación a algún deportista porque esta pudiera saltar en un control de dopaje.

También es cierto que puede haber una determinada medicación que para una disciplina deportiva pudiera considerarse dopaje, alguna medicación relajante en deportes como golf o tiro con arco, y que para otras donde prima la excitación frente a la calma estas sustancias no lo sean.

¿Será eterno el dopaje?

Mientras haya competición y esta ponga en juego conceptos tan relevantes para el ser humano como el prestigio social y las ganancias económicas, el deportista siempre estará tentado a acortar camino de la mano de profesionales de la medicina que se presten a estas prácticas poco éticas. Pero lo cierto es que en los últimos años los controles antidopaje han ido en aumento y lo tienen cada vez más difícil.

¿Es posible adelantarse a las nuevas técnicas de dopaje?

Por desgracia, desde los controles antidopaje solo somos capaces de conocer una nueva trampa cuando comenzamos a detectarla, pero sí es cierto que ahora existe una base de datos internacional con todos los controles que se hacen a los deportistas profesionales. Una técnica muy efectiva se llama Target Test, consiste en evaluar de forma exhaustiva a un deportista para poder tener los máximos datos posibles de su perfil biológico. Esto se realiza con un importante número de deportistas por todo el mundo. Así cuando en un determinado sector del mundo empiezan a detectarse parámetros elevados a los que suelen serles habituales, es probable sospechar que hay una nueva forma de dopaje hormonal cuyo “modus operandi” en el cuerpo consista en elevar un determinado valor, como pudiera ser por ejemplo, el calcio.

¿Te gusta este post? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *