Dóberman: Característica y cuidados

Cachorros dóberman

Guapo, atlético, sensible, inteligente, valiente y muy cariñoso con su familia. Estas son las principales señas de identidad del Dóberman, un perro que también puede mostrarse inflexible ante las amenazas.

Una rara combinación de músculos de acero y de una gran inteligencia, el Dóberma ha arrastrado durante muchos años una fama de perro peligroso, cuando en realidad se trata de una mascota sumamente cariñosa y apta para la vida de familia. Pero esta no es la única cualidad que esconde esta raza dedicada a la defensa… Vamos a descubrirlas.

HERR DOBERMANN, EL PADRE DE LA RAZA ACTUAL

El origen del Dóberman está ligado a Alemania. Esta raza vio la luz por primera vez en la segunda mitad del siglo XIX. Durante esa época se llevaron a cabo varias pruebas para crear razas específicas. Una de ellas fue el Dóberman.

Si el padre del Pastor alemán fue Max Von Stephanitz, quien quería crear un “perro” completo capaz de llevar a cabo cualquier tipo de tarea especialmente en el ejército, mejor que cualquier otra raza, Herr Doberman tenía en mente algo más específico: dar forma al mejor perro posible para la autodefensa.

La razón era simple. Karl Friedrich Louis Dobermann (1834-1894) era recaudador de impuestos, y el ejecutor de embargos judiciales, por lo que sentía cierto temor. En resumen, no se sentía muy seguro cuando viajaba con el dinero recaudado. Cierto es que viajaba acompañado de sus perros Pinscher, pero temía que estos no fueran demasiado intimidatorios para un ladrón armado.

Por lo que Herr Dobermann tuvo una idea: ¿por qué realizar algunos cruces para aumentar su tamaño y sus buenas cualidades? Mediante el cruce de los perros de este tipo, Doberman obtuvo a Bismarck, un negro hembra con las marcas amarillas que pueden considerarse el precursor de la raza futura. Pero para llegar a su objetivo Doberman utilizó otras contribuciones genéticas: los llamados “perros carniceros”. Estos ayudaron a determinar el largo del cuello y el carácter potente, valiente y combativo de la nueva raza.

EL KENNEL CLUD DICE: “OREJAS INTACTAS”

Alemania, la tierra natural de la raza, es la responsable de establecer la norma respecto al aspecto físico del Doberman, el cual ya no tiene que someterse al corte de orejas.

El aspecto más natural de estas le confiere un porte mucho menos agresivo, lo que ayuda a una mejor aceptación de esta raza, que durante años ha sufrido el mala fama de peligrosa.

También se ha prohibido el corte de la cola, lo que era una verdadera crueldad, tal y como sostiene la legislación europea sobre la crueldad animal. Pese a esto aún hay muchos países, como Serbia, Polonia y Rumanía donde aún se practica el corte de la cola y de las orejas.

CÓMO ES UN EJEMPLAR ESTÁNDAR DE DOBERMAN

CABEZA: en armonía con el resto del cuerpo. La trufa bien desarrollada y ancha (negra, preferiblemente), el hocico bien proporcionado en el cráneo, fuertes mandíbulas y ojos de tamaño mediano, de forma ovalada, con el iris oscuro.

OREJAS: de tamaño adecuado a su corpulencia y fijadas lateralmente a la parte más alta del cráneo.

CUERPO: de tamaño mediano, fuerte y musculoso, con líneas elegantes y porte altivo.

TALLA: altura a la cruz en los machos de 68 a 72 cm, las hembras de 63 a 68 (se prefiere el tamaño medio).

MANTO: negro o marrón oscuro con marcas bien marcadas y delimitadas en el hocico, mejillas, cejas, la garganta, el pecho, metacarpianos y metatarsianos.

PELO: corto, fino, lacio y bien distribuido a lo largo de todo el cuerpo.

COLA: integrada, y curvada ligeramente hacia arriba.

LA PRUEBA FUNDAMENTAL: SALUD, MORFOLOGIA Y CARÁCTER

El ZTP, acrónimo de Zucht-Tauglichkeit Prüfung (“certificado de aptitud para la cría”), es una prueba de elegibilidad que el Doberman debe superar.

El ZTP se divide en tres secciones: la prueba radiográfica para la evaluación de la exención de la displasia de cadera (HD); la evaluación morfológica y la evaluación carácter.

La evaluación morfológica debe de-terminar la ausencia de defectos (falta de dientes, prognatismo, paso superior, mordida, etc.). Y, por su parte la prueba de carácter, que consiste en una evaluación de la indiferencia hacia a los extraños, debe demostrar el equilibrio psicológico del perro.

INTELIGENTE Y RECEPTIVO

La inteligencia del Doberman es de alto nivel. Esto hace que sea muy rápido a la hora de actuar y entender los estímulos que le rodean. Esto significa que tiende a aprender rápidamente cuál es el comportamiento correcto. En este punto es necesario hacer una importante distinción entre los machos y las hembras. Y es que los primeros tienden a asumir un papel de liderazgo con el humano, que en algunas ocasiones puede causar algún que otro problema. Sin embargo, las hembras son mucho más dóciles y se adaptan más fácilmente a las situaciones. Esto hace que los machos sean adecuados para los propietarios de perros que tienen más experiencia, y son capaces de dar una educación precisa, mientras que hembras pueden ser educadas por un principiante, siempre y cuando se dé cuenta de que el control de los perros es esencial para lograr su socialización.

El proceso educativo del cachorro debe comenzar tan pronto como sea posible, a más tardar cinco meses, precedidos por una socialización adecuada. Dado que es un perro muy sensible, que lleva mal la violencia, la injusticia y el error, una educación tardía puede tener profundas consecuencias. La gran capacidad de aprendizaje y la voluntad de tener éxito son realmente emocionantes.

PARA GUSTOS… LOS COLORES

¿Negro o marrón oscuro? Uno de estos dos colores siempre tiene que estar presente en el pelaje del Doberman, el cual también tiene que mostrar unas facciones bien marcadas en la cara, contorneadas por un color rojo óxido fuertemente delineado en el hocico, en las mejillas, las cejas, la garganta, el pecho (dos puntos), en los metacarpos y los metatarsianos y en las caras internas de los muslos.

El negro es el color dominante, por lo que en un heterocigoto sujeto (portador de dos caracteres cromáticos, uno negro y otro marrón) del escudo será negro, mientras que será de color marrón en un sujeto homocigoto. La unión de dos sujetos de descendencia marrón nacerá un perro marrón, mientras que la unión de dos negros también nacerá un sujeto marrón, si un padre es heterocigoto. El Kennel Club Inglés y el American Kennel Club también reconocen las capas azules y de color leonado.

DIVERSAS PATOLOGÍAS GRAVES

“Entre los posibles problemas está la torsión gástrica”

Debido a que pertenece a las razas grandes, el Doberman está predispuesto a desarrollar el síndrome de dilatación gástrica o torsión, una dolencia que eventualmente resulta fatal para todos los afectados, sino se trata rápidamente.

Entre los posibles problemas ortopédicos deben recordarse la displasia de cadera, la rotura del ligamento cruzado anterior (o craneal) de la rodilla, lo que provoca inestabilidad en la articulación, y la osteoartritis prematura, y la estenosis lumbosacra degenerativa, una serie de síntomas neurológicos incapacitante cierta compresión de las terminaciones nerviosas. En cuanto a los posibles problemas neurológicos se debe mencionar el síndrome de Wobbler, caracterizado por la alteración típica de la marcha. También hay una forma juvenil, pero el Doberman que afecta a los perros de entre 5 y 6 años de edad.

¿Te gusta este post? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *