Salmón marinado casero

Marinar salmón rápido

El salmón era un lujo cuando yo era pequeño, pero hoy en día se ha convertido en algo casi habitual, así que esta receta le añade de nuevo algo extraordinario. La capa exterior del salmón toma el color rojo oscuro de la remolacha y al cortarlo el efecto es impresionante. La ensalada de manzana y apionabo está inspirada en la clásica ensalada francesa de apio con remoulade, pero he añadido la manzana para contrarrestar la acidez del limón. El salmón servido con la ensalada es una combinación perfecta.

INGREDIENTES PARA 8 PERSONAS

  • 800 g de salmón de la parte central sin escamas, pero con la piel
  • Pan de centeno tostado para servir

PARA LA MARINADA

  • 2 cdas. de semillas de cilantro
  • 250 g de remolacha cruda, pelada y rallada
  • La ralladura de 2 naranjas
  • 100 g de sal marina fina
  • 100 g de azúcar extrafino
  • Pimienta negra recién molida

PARA LA ENSALADA DE MANZANA Y APIONABO

  • El zumo de 1 limón
  • 1 apionabo grande pelado
  • 2-3 manzanas granny smith (según el tamaño), partidas en cuartos y sin el corazón
  • 300 ml de nata agria
  • 2 cdas. de mayonesa de buena calidad
  • Las hojas de un manojito de perejil finamente picadas
  • Sal marina y pimienta negra recién molida
  • 2 cdas. de semillas de amapola para adornar

PREPARACIÓN SALMÓN MARINADO 

  1. Forrar con film transparente una bandeja o una fuente de horno suficientemente grande para que quepa el salmón. Recortar las aletas laterales del salmón, si es necesario, para que quede más liso, y colocarlo en la fuente con la piel hacia abajo.
  2. Para la marinada, triturar las semillas de cilantro en un mortero. Colocarlas en un bol con la remolacha, la ralladura de naranja, la sal marina, el azúcar y un poco de pimienta negra, y mezclar bien.
  3. Extender la marinada sobre el salmón para recubrirlo completamente. Taparlo con film transparente y colocar directamente encima otra bandeja o fuente. Ponerle peso encima con algunas latas o una olla pesada, y dejarlo marinar en la nevera unas 8 horas o toda la noche.
  4. Mientras, preparar la ensalada. Poner el zumo de limón en un bol. Cortar el apionabo y las manzanas en juliana, y mezclarlo enseguida con el zumo de limón para evitar que se pongan de color marrón.
  5. En un recipiente aparte, mezclar la nata agria, la mayonesa y el perejil. Salpimentar, añadir la salsa a la ensalada y remover bien. Probar y rectificar la sazón, si es necesario.
  6. Cuando se vaya a servir, sacar el salmón de la marinada y escurrirlo. Colocar el pescado en una tabla de cortar, con la piel hacia abajo, y cortar diagonalmente lonchas finas de 1 o 2 mm de grosor, girando el cuchillo al llegar a la piel para desprender la carne de ella. Poner los trozos de salmón en una fuente.
  7. Adornar la ensalada de manzana y apionabo con las semillas de amapola y servirla con el salmón y un poco de pan de centeno tostado

¿Te gusta este post? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *