Como diseñar una tarjeta de boda

Hacer invitaciones de boda

Enviar una tarjeta de invitación de una boda es una de las tradiciones y costumbres sociales más antiguas que se mantienen en la actualidad.

Te damos las pautas de cómo escribirla, diseñarlas y enviarlas.

CÓMO SE ESCRIBE

Los años pasan y las costumbres cambian, los diseños se modernizan, pero hay algunas cosas que siempre deben tener las tarjetas: los nombres de quien invita, los nombres de los novios, la fecha, la hora y el lugar del casamiento.

QUIEN INVITA A LA BODA

Lo primero que se pone son los nombres completos de quienes envían la invitación. Actualmente los novios y los padres de los novios envían una tarjeta a sus invitados. Se utiliza también la tradición de que los padres del novio y la novia inviten juntos.

Si invitan los novios

Lo correcto es poner primero el nombre del novio y después el de la novia, y en ambos corresponde poner el apellido de padre y madre.

Javier Martínez Pereira

Matilde Gómez perez

Si invitan los padres de los novios

Se pone el nombre completo de ambos padres, y el nombre de la hija o hijo, sin el apellido, ya que se deduce del de aquellos. Ahora, cuando a continuación se informa con quién se casa, se agregan los dos apellidos.

Enrique Martínez Sancho

Lourdes Pereira López

Participan a usted el casamiento de su hijo Javier con Matilde Gómez Perez

Si invitan juntos los padres del novio y de la novia

Generalmente se pone en una tarjeta doble: a la derecha, arriba, los nombres de los padres del novio; y a la izquierda, los nombres de los padres de la novia.

LA FECHA Y HORA

Se puede poner que invitan a la ceremonia que “se celebrará el [día]” o “se realizará el [día]”, pero lo más adecuado es usar el verbo celebrar cuando se trata de una boda. Primero va la fecha, después la hora y por último el lugar. Lo más tradicional es escribir la fecha solo con letras, sin números, y poner el día del mes. La hora se puede escribir de varias formas. Puede escribirse “a las veinte horas”, “a las 20 horas” o “a la hora 20”,por ejemplo.

Puntual o no puntual

Incluir o no la palabra puntual después de la hora es otro de los temas a definir. Hace unos años, algunas novias demoraban mucho para entrar. Hoy se estila que llegue a los 30 minutos de la hora que dice la invitación.

EL LUGAR DE LA CEREMONIA

Cuando se escribe el texto en párrafo común, la dirección va entre paréntesis. Por ejemplo:

“En la Parroquia del Sagrado Corazón (Serafín Olave 21)”.

Si el texto de la invitación va centrado, no es necesario poner comas y la dirección va sin paréntesis. A veces también se acostumbra colocar en el extremo inferior izquierdo de la tarjeta la dirección; y en el extremo inferior derecho, el departamento y el año.

UNA TARJETA PARA INVITAR A LA FIESTA

Si la ceremonia religiosa o civil y la fiesta se realizan en el mismo sitio, ambas invitaciones van en la misma tarjeta. Por el contrario, si la fiesta se realiza en otro lugar, como en la mayoría de Las bodas, es necesario incluir en el sobre una tarjeta por separado. De esta manera, se podrá elegir a quién Invitar solo a la ceremonia religiosa.

PARTICIPACIÓN O INVITACIÓN

En el caso de que se trate de una ceremonia católica y haya opción de invitar a la ceremonia y no a la fiesta, se utilizan dos tarjetas: una de participación, o invitación a la ceremonia católica, y otra más chica para la invitación a la fiesta. Las frases más usadas son: “participan a usted al casamiento de su hijo e invitan a la ceremonia” o “participan el casamiento de su hijo e invitan a la ceremonia”. La opción más elegante es utilizar la palabra usted sin abreviar.

LOS SOBRES

En la solapa de cada sobre se debe escribir una dirección de correo donde recibir los regalos o tarjetas de felicitación.

Aunque los novios no hagan un colectivo en un banco y no deseen recibir regalos, es necesario incluir una dirección para que los invitados puedan enviar una tarjeta de felicitación y agradecimiento, si desean, o un regalo, si prefieren esa opción.

COMO SE ESCRIBE EL SOBRE

Cuando se invita a un matrimonio

Debe escribirse el nombre y apellido del hombre con su designación apropiada (Sr., Dr., Esc., etcétera) y la abreviatura de señora, de acuerdo a los siguientes ejemplos.

Sr. Pedro Martínez y Sra.

Dr. Gabriel Pereira y Sra.

Cuando se invita a un matrimonio con hijos

Si se desea invitar a los hijos de un matrimonio, hay que poner el nombre y apellido del padre de familia acompañado por el texto y familia”.

Sr. Pedro Martínez y familia

Cuando se invita a una pareja de novios

Se deben incluir nombres y apellidos de ambos, colocando arriba el del hombre.

COSAS A TENER ENCUENTA

LOS DATOS DEL COLECTIVO

La etiqueta dice que los datos del lugar donde los novios tienen su colectivo no deben incluirse en la tarjeta de invitación ni en el sobre. Lo ideal es que esta información sea proporcionada por los padrinos o los novios, si los invitados preguntan. La invitación no puede llevar implícita la obligación al invitado de regalar, es de muy mala educación. Los invitados siempre preguntan dónde eligen regalos los novios, y hoy con las redes es más fácil proporcionar la información.

AL ESCRIBIR LOS SOBRES

Nunca se deben utilizar etiquetas o usar la computadora para escribir los sobres, es demasiado impersonal. Hay que tomarse el tiempo de escribir a mano con buena letra.

NO QUEDARSE SIN SOBRES NI TARJETAS

Al hacer las invitaciones manuscritas, es importante encargar algunas de más por si hay equivocaciones. Si hay poco tiempo, debe pedirse a la imprenta que entregue los sobres antes que las tarjetas, para ir escribiéndolos.

CUÁNDO HACERLAS

El protocolo dice que hay que entregar las tarjetas un mes antes de la boda, para que el invitado se prepare, desde el regalo que les va a hacer a los novios a la vestimenta que va a utilizar, y con más razón si la boda es fuera de la ciudad donde viven.

“Recomendamos mandar a hacer las invitaciones dos meses antes, ya que demora unos 10 días hábiles hacerlas, y después escribirlas y repartirlas lleva un tiempo”.

Un recurso que se utiliza en muchos países es el de “save the date”, o “reservar la fecha”, que muchas veces se manda por email o Whatsapp.

EL DISEÑO

Hoy en día cada vez se usan más las invitaciones con diseños, tanto en la tarjeta como en el interior de los sobres. Nos explican que “las tarjetas son más modernas, con letras más grandes, con sobres de colores impresos en el interior. La tendencia es el sobre impreso en el interior y la tarjeta muchas veces en combinación. Los sobres con el interior en color, lisos, rayados o con algún estampado con detalles como flores, pájaros toile de jouy o lo que les guste. Los novios a veces vienen con algún dibujo que les gusta y ese se usa en el sobre”.

Las imprentas son las encargadas de realizar los diseños de las tarjetas. También existen artesanos a los que se les puede pedir que diseñen un dibujo especial en acuarela, como puede ser de la iglesia, del lugar de la fiesta, de alguna flor especial, de algo que identifique a los novios o al lugar en el que se casan, de un mapa o algún estampado particular para los sobres, y este es llevado a la imprenta para que allí lo utilicen.

EL TAMAÑO

El tamaño más usado para las invitaciones es el clásico de 14 cm por 18 cm, pero hay muchos formatos de tarjetas cuadradas o rectangulares. Algunos padrinos, cuando invitan juntos en la misma tarjeta, eligen el tamaño de 22 cm por 16 cm.

EL PAPEL

Hay enorme variedad de papeles, pero existe una gran diferencia en la calidad si estos son reciclados o no. Los reciclados son texturados, tienen otro grosor. Las tipografías más usadas “son las de imprenta; ya casi no se pide la letra inglesa”.

¿Te gusta este post? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *