La particularidad de los aromas

Perfumes

Complemento de estilo invisible, el perfume tiene el poder suficiente para envolver tu entorno, reflejar tu personalidad y elevar tu ánimo. ¿Qué hay detrás de las notas más icónicas del planeta y por qué son tan seductoras?

Cierra los ojos, respira profundo, escucha el reventar de las olas y recuerda tus vacaciones más entrañables en la playa. Entre tus remembranzas, quizá, llegarán algunas delicadas notas de coco o vainilla, a esto se le llama memoria olfativa; sin embargo, también funciona a la inversa; es decir, cuando a partir de un olor el cerebro despliega una serie de vivencias e impresiones.

Los aromas tienen un impacto poderoso en nuestra vida “Cuando olemos, primero sentimos y recordamos, después pensamos. Es un proceso subconsciente. Las fragancias influyen en nuestras emociones y alteran nuestro ánimo”.

Tal vez por eso, la historia de la humanidad se ha acompañado de un abanico de aromas, y algunos de ellos, intervenidos por la mano del hombre, se han encapsulado en pequeños, delicados y codiciados frascos de cristal que se han convertido en auténticas joyas.

CUESTIÓN DE ACORDES

“Los perfumes tienen una arquitectura especial”, sobre su composición. “La pirámide olfativa guía el diseño y concepción de un aroma. Se empieza de abajo hacia arriba con los aromas de fondo, después con las notas de corazón y hasta arriba, la salida. Las notas de salida son la primera impresión, las de corazón son el cuerpo y personalidad del perfume y, por último, las de fondo son aquellas que perduran horas”. Su construcción es un arte.

EL ORIGEN DEL PERFUME

Los perfumes más exclusivos del mundo están hechos de aceites absolutos, los cuales se obtienen de distintos tipos de flores, frutos y árboles, e, incluso, de sus resinas. Éste es el génesis de los más famosos.

  • NEROLI. Italia y Francia
    Son las flores blancas de un árbol de naranjas agrias. A partir de ellas se extrae un aromático extracto usado en perfumes y aceites de masaje
  • ROSA DAMASCENA. Bulgaria
    Con 907 kilos de rosas se logran 453 gramos de aceite, y la misma cantidad de óleo absoluto puro requiere poco más de cuatro kilos de pétalos.
  • OUD. Oriente Medio
    Es la resina que produce el árbol Agar, cuando se infecta con un tipo de moho llamado “Phialophora parasítica”. Es cotizado y escaso.
  • PACHULI. Malasia e India
    Uno de los aceites esenciales más usados en la perfumería, se obtiene de las hojas secas de una planta aromática, de la familia de las mentas
  • OSMANTO. China y Japón
    Originario de China, este arbusto produce unas pequeñas y perfumadas flores, de las que se obtiene un aceite de olor dulce y delicado.
  • FRANGIPANI. México, Centroamérica y Venezuela
    Es un árbol tropical de flores conocidas como “jazmín de las Indias Occidentales”. De ellas se obtiene un aceite fragante.
  • LIRIO. Italia
    Surge de los bulbos de iris, se necesitan mil kilos de ellos que hayan envejecido de dos a cinco años para lograr dos litros de aceite esencial
  • BERGAMOTA. Italia
    Es una especie de naranja, de cuya cáscara se extrae un aceite esencial, el cual es ampliamente usado en perfumes y aromaterapia.
  • SÁNDALO. India y Australia
    Se obtiene de la resina de un árbol. Antes, el indio era el más cotizado, pero por su escasez se ha comenzado a valorar el australiano.

GRANDES FAMILIAS

Por los acordes de notas en su composición, las fragancias se catalogan en:

  1. Chipre Familia sofisticada, con notas de salida frescas y fondo terroso. Mezcla bergamota, musgo de roble, cistus, pachuli, rosa, jazmín, beta ionona, sándalo, vainilla e ylang-ylang.
  2. Floral Destaca el jazmín, rosa, geranio, neroli, nardo, lirio, iris, mimosa, ylang-ylang, violeta y magnolia.
  3. Fougère Comprende lavanda, musgo de roble, haba tonka, bergamota, geranio, hoja de violeta, albahaca, enebro, pino, abeto y salvia. Recuerda a la hierba recién cortada.
  4. Gourmand Sus notas son vainilla, caramelo, chocolate, leche, algodón de azúcar, café, coñac, almendras o chicle. Su olor es cálido y dulce.
  5. Cítrica o hespéride Incluye notas de limón, naranja, lima, pomelo, bergamota, mandarina, yuzu, petitgrain, neroli o flor de naranjo.
  6. Amaderada Con notas de sándalo, pachuli, vetiver, cedro Virginia, cedro del Atlas, oud, abedul o enebro.
  7. Oriental Posee las notas más sensuales, almizcladas, dulces e intensas. Contiene vainilla, mirra, incienso, haba tonka, pachuli, canela, cardamomo o nuez moscada.

HERMOSA COMPOSICIÓN

La creación de un perfume es armonía pura y la materia prima para las más exquisitas composiciones está en el universo de los olores, y éstos pueden ser naturales o sintéticos. Por la riqueza de su esencia, los primeros son más cotizados; sin embargo, los recreados en laboratorio tienen beneficios, por ejemplo, ya no se sacrifican ciervos para extraer su almizcle (ingrediente clave y recurrente en las fragancias). “Se requieren materiales sintéticos para recrear un aroma y las mejores esencias mezclan elementos naturales y sintéticos”.

En la actualidad se sabe que nuestro olfato reconoce 10 tipos de olores: floral, leñoso, frutal (no cítrico), químico, mentolado o refrescante, dulce, quemado o ahumado, cítrico, podrido y acre, así que las combinaciones se tornan infinitas y son susceptibles a las tendencias. “Los aromas son la moda invisible, no se ve; pero se percibe con intensidad. En verano nos gustan los aromas frescos y en invierno queremos fragancias acogedoras”. Y éstas evolucionan junto con el estilo de una época: ¿recuerdas la estridencia ochentera de Paloma Picasso o el minimalismo de One, de Clavin Klein? Pero hay una transformación más: “El mundo de los aromas está por cambiar, las esencias ya no sólo son creadas para uso personal, sino para mezclarse en nuestro estilo de vida”.

¿Te gusta este post? ¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *